Llegó la hora de subir el listón

La derrota en cuartos de final de Roland Garros ante Jo-Wilfried Tsonga fue la última que completó dentro de una cancha en este 2015. Kei Nishikori tras París, se retiró en semifinales de Halle (1-4 vs Seppi) y no se presentó en segunda ronda de Wimbledon por una lesión en su pierna. Cinco del mundo, el japonés llegó a Washington como el segundo preclasificado detrás de Andy Murray para dar inicio a su gira norteamericana que terminará en el US Open, torneo en el que defiende final, su primera y única de Grand Slam perdida ante Marin Cilic. Justamente el croata fue su rival en semifinales en la capital de Estados Unidos esta semana…

En una especie de revancha, el japonés lo derrotó y accedió a la final de Washington en la que se topó contra John Isner, campeón la semana pasada en Atlanta y de gran rendimiento histórico en esta gira norteamericana. Por tercera vez en sus cinco partidos disputados, Kei perdió el primer set, remontó y se llevó el título en tierras estadounidenses. El partido por el trofeo lo jugó a su gusto, solo superado por el enorme servicio del gigante en el primer set, que pudo neutralizar en los momentos importantes. Desde el fondo, una diferencia abismal: 50 puntos contra 18. Jerarquía y solvencia desde la línea base fueron los atributos en los que se basó el japonés para levantar su tercer torneo en 2015.

Desde ese golpe cimentó su triunfo ante Isner

Nishikori es el octavo jugador en lo que va del año que cosecha al menos tres títulos ATPjunto a WawrinkaThiemNadalMurray Ferrer (3), Federer (4) y Djokovic (6). Este trofeo fue el décimo de su carrera de los cuales ocho los consiguió en superficies duras y los dos restantes en arcilla. Ahondando más en sus consagraciones, seis coronas son ATP500, lo que denota su presencia y autoridad en los torneos importantes. En total alcanzó quince finales ATP, incluida la del US Open 2014 y el Masters1000 de Madrid en la misma temporada. En un desglose aun más profundo de su curriculum, acumula 232 victoriasATP, 24 de esas ante el Top10.

“No fue fácil ganar hoy tras perder el pirmer set, al igual que en varios partidos esta semana. Sobre todo mentalmente es difícil, pero traté de luchar hasta el final y por eso estoy feliz de haber ganado hoy”, las primeras palabras esbozadas por Nishikori tras proclamarse campeón en Washington, torneo al que había acudido cuatro veces y en el que nunca había sobrepasado los cuartos de final, instancia que alcanzó solo en 2014. A partir del lunes,Kei volverá a la cuarta posición del ranking ATP, lugar en el que estuvo durante tres semanas alternadas al principio de la temporada, entre marzo y abril.

Colecciona ATP500

John Isner fue el derrotado en la final por Nishikori. A sus 30 años cayó en la final deWashington por tercera vez (2007, 2013 y 2015). Asiduo protagonista de la gira norteamericana previa al US Open, once de sus veinte finales son en ese corto período del calendario, al menos una final por año durante las últimas seis temporadas. Este año alcanzó el partido definitivo en los dos certámenes a los que acudió: campeón en Atlanta y finalista en Washington. Y cuando no logra finales en esos meses, las alcanza en Estados Unidos. Solo tres veces no disputó el último partido de un torneo fuera de su país, una tendencia que no baja con los años.

“Él (Nishikori) probablemente es uno de los mejores desde la línea de fondo y si no saco una gran cantidad de primeros servicios, como lo hice en el primer set, es muy difícil ganar el partido. Incluso él sirvió muy bien en el segundo y tercer set y fue muy resistente. Es un gran jugador y un gran campeón. A su vez estoy muy orgulloso por haber alcanzado por tercera vez la final aquí en un torneo tan importante dentro del circuito”, la reflexión del gigante de 208 centímetros de altura que hizo lo que pudo pero que chocó con una pared de difícil demolición, que aguantó, atacó y quebró en los momentos tensos del partido.

Sus 18 aces no fueron suficientes para desarticular el juego del japonés

El nacido en Shimane tiene dos torneos para sumar antes de la defensa de 1200 puntos del US Open porque en Montreal y Cincinnati, ambos Masters1000, no participó en la temporada pasada. Si lo aprovecha, tendrá un colchón de unidades por un posible traspié en Flushing Meadows, algo de lo que él y su equipo ni imaginan. A los 25 años y transitando los dos mejores años de su carrera, Nishikori aspira a más. Nuevamente con su mejor ubicación en el ranking (4°), un positivo fin de año lo colocaría con excelentes chances de seguir subiendo en el ranking, aunque la cima está demasiado alta en el corto plazo, pero dentro de un año podríamos estar hablando de una amenaza más seria…

Daniel Vitale Pizarro

Dejar una Respuesta


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR