…Recuerdos del deporte blanco

…Recuerdo como aprendí a jugar tenis en la época colegial, con mis hermanos y sobrinos de una manera divertida y sin las presiones de jugar para ganar torneos y ser profesional del deporte blanco. En nuestro patio de tierra , pequeño y angosto, algunas tardes de verano en vacaciones fundamentalmente o fines de semana, templábamos una piola o soga, en fin lo que encontrábamos a la mano, a una altura aproximada de la red de tenis (no sabíamos la altura reglamentaria), para con mis dos hermanos mayores Elver y Javier, mis sobrinos Byron y Edison, comenzar unos partidos apasionantes de tenis, claro está, ya sabíamos de antemano las normas, viendo en la tv. los partidos del gran Andrés Gómez principalmente en los torneos de Guayaquil, además de pequeños flash informativos en los noticieros y rara vez en algún programa de fin de semana de la tv. ecuatoriana, en donde pasaban bastante información de tenis y hasta partidos completos de grandes figuras de la época como Conors, Vilas, Borg, nuestro Andrés Gómez, entre otros. En fin,  con raquetas de madera tipo tenis de mesa pero más grandes al inicio, que hacía mi hermano Javier, empezábamos unos encuentros divertidísimos y apasionados de tenis o microtenis por el espacio, donde se aprendió bastante, especialmente a dominar la técnica y efectos por lo reducido del espacio. Posteriormente logramos adquirir y conseguir una raquetas de madera ya propias de tenis, unas de color verde, aunque el nombre se me escapa, con las que salíamos a jugar ya en verdaderas canchas, a veces en mi colegio Amazonas, unas tres canchas de cemento con redes de metal, de las cuales solo era buena la central y tocaba esperar largo rato pero en fin jugábamos; otras pocas veces al parque de la Carolina al norte de Quito, donde alguna vez un gringo que jugaba en la cancha de alado nos regaló una pelota al ver que las nuestras eran viejas y peladas, recuerdo inolvidable para mi hermano Elver y para mí que estábamos jugando. Posteriormente inauguraron Fundeporte en Chillogallo, nuestro barrio, más o menos por el año de 1.981, con unas espectaculares canchas de tenis de superfice dura, donde tuvimos el gusto de inaugurarlas y jugar hasta la actualidad, y en aquel tiempo casi no había quien juegue, ya que el tenis era poco practicado en la ciudad y peor en el sur, y actualmente por la gran difusión del depote faltan canchas para jugar éste hermoso deporte.

Recuerdo que nuestros amigos que nos miraban cuando jugábamos en casa, se reían de las reglas y los nombres del deporte, como por ejemplo cuando decíamos ” se rompió el servicio”, a lo cual estallaban en risotadas, luego igual aprendieron un poco éste singular deporte.

Con el paso de unos pocos años ellos dejaron de practicarlo, y sólo seguí jugando con dos amigos del colegio con quienes jugábamos basket en los años secundarios y muchos años después, para luego jugar tenis por varios años, actualmente uno de ellos, Manolo, sigue jugando conmigo y el gran grupo de tenistas que hicimos en Fundeporte, donde incluso se realizan ya varios torneos desde unos años atrás, incentivando a los jóvenes y no tan jóvenes a practicar el tenis especialmente en el sur de Quito, esperando porque no, que en un futuro éste deporte sea más popular en Ecuador y que salgan otros grandes como Gómez y Lapenti que nos representen con orgullo a nivel internacional.

En suma, considero que el tenis se lo debe aprender sin presiones, de forma divertida y amena, desde sus raíces , de la técnica a lo físico, de lo primario a lo grande, esto es, de lo básico (una raqueta sencilla, pelotas sencillas, canchas humildes, etc.) a lo profesional (raquetas, pelotas, ropa y zapatos con tecnología, etc.; ya que por experiencia propia, la gran raqueta no le hace al jugador, el jugador le hace a la raqueta; es decir, el jugador que le gusta el tenis, que ve mucho tenis, que lo practica mucho, que aprendió bien y en forma completa, no solamente como el tenis moderno de la fuerza y velocidad, que lógicamente son importantes, pero pienso que es mejor la variedad de golpes, y la táctica, que sumadas a una fuerza mental consistente hacen al gran jugador, lógicamente con una buena preparación física que es la base de todo deporte.

Dejar una Respuesta


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR